Accesorios Mini Cooper. ¿Qué puedo encontrar?

accesorios Mini Cooper

Tenemos un Mini Cooper. Un coche, no nos engañemos, de capricho. Para enseñar. Casi de coleccionista. Seguro que si nos hemos decidido por este vehículo es porque lo queremos conservar muy bonito. Lucirlo siempre que podamos. Nos encanta nuestro coche y cuánto más espectacular esté, mejor. Estamos dispuestos a incluir los accesorios Mini Cooper que hagan falta, pero… ¿cuáles son estos accesorios?

Accesorios Mini Cooper

Exterior

En lo que se refiere al aspecto exterior, podemos encontrar paragolpes, escapes, alerones, etc; lo habitual de todos los vehículos. En lo que se refiere a los precios el paragolpes ronda  los 500 euros. Una buena opción es adquirir un kit completo de carrocería por alrededor de 1.300 euros.

Iluminación

Múltiples son los accesorios Mini Cooper que tienen que ver con la iluminación. Podemos comprar unos pilotos traseros desde 155 euros. Si queremos gastar más, los hay hasta de 300 euros. Cambiar los intermitentes por 90 euros es otra buena opción. Con la luz interior se puede jugar desde 85 euros. Bastante más caros son los faros delanteros: 285 euros.

Sistemas de escape

El escape es otro de los accesorios Mini Cooper disponibles, además de ser una variante muy habitual entre los amantes del tunning. A partir de 600 euros podemos comprar un escape, aunque si queremos lucir de verdad, nos iremos a más de 1.500 euros.

Llantas

No podían faltar. Las llantas son santo y seña del tunning. Muchas veces lo primero que se cambia. La variedad de llantas en lo que a accesorios de Mini Cooper se refiere es realmente amplia. Desde los 355 euros que cuestan las más básicas de 15”, hasta los 1.170 euros de las de 19”.

Suspensión

Podemos cambiar la suspensión a partir de 500 euros. Más baratos, en torno a 185 euros, serán los muelles.

Son muchos los accesorios Mini Cooper que hay en el mercado. Como siempre en estos casos, lo mejor es adquirirlos en la propia casa. Nos aseguraremos, de esa manera, de que estamos comprando los válidos. El problema, obviamente, es que son más caros. Pero todo sea por nuestro Mini Cooper.

Los amantes del tunning apostarán por llenar de accesorios su vehículo. Este coche es uno de los que mejor se presta al “tuneado”. Como decíamos al principio, es un coche de capricho. Haz con él lo que quieras. Pocas cosas le sentarán mal.

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Oscar
Escrito por
Oscar
Más artículos de Oscar

Conducir con ruedas viejas: peligro en la carretera

Cuando salimos a la carretera el vehículo tiene que estar a punto....
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *