Conducir con ruedas viejas: peligro en la carretera

conducir ruedas viejas

Cuando salimos a la carretera el vehículo tiene que estar a punto. Es algo repetido y puede sonar a perorata, pero no es así. Muchos de los riesgos que hay en el asfalto son inherentes al propio coche, moto o camión y no a la vía o la forma de conducir. En nuestra mano está atemperar el peligro en lo que se refiere a realizar una buena conducción, y también al respecto de que nuestra máquina esté en buen estado. Uno de los principales peligros es conducir con ruedas viejas.

Aunque no hay un tiempo fijo establecido, una fecha de caducidad, los expertos establecen el plazo máximo de vida de un neumático en los diez años. Una década sería el límite que nunca podemos superar. Lo recomendable es cambiar las ruedas cada, aproximadamente, cinco años. Sin embargo, como es lógico, todo dependerá del uso que se le dé. Por ello hay que vigilar periódicamente el estado de los neumáticos. Ver eso que llamamos “el dibujo”. Si éste es poco perceptible, de casa al taller. No dudemos.

Porque cambiar las ruedas viejas es una de esas cosas que, quizás por dinero, pereza, o, simplemente, dejadez, solemos postergar. Y lo hacemos sin ser realmente conscientes del evidente riesgo que conlleva conducir con ruedas desgastadas.

¿Cuáles son los peligros de conducir con ruedas viejas?

El mayor y principal peligro de circular con neumáticos gastados es que puede producirse un reventón. Y si esto ocurre corremos un eminente peligro de tener un grave accidente. Es nuestra vida la que está en juego, y la de las personas que nos acompañan. Si logramos salir indemnes es probable que nos arrepintamos de no haber cambiado las ruedas cuando comprobemos que el reventón ha provocado daños en el hueco destinado para ellos en el vehículo.

Mucho cuidado con las tiendas que ofertan neumáticos a muy bajo precio. En la gran mayoría de los casos son neumáticos usados. Es algo que  nos dicen, no queremos decir que mientan. Pero no es bueno fiarse. Que el precio no nos pierda. Cuando se trata de automoción, lo barato suele salir caro. Es preferible, siempre, comprar neumáticos nuevos y olvidarnos de riesgos y peligros, que gastar un poco menos y sufrir un susto en el asfalto que, en ocasiones, puede ser definitivo.

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Oscar
Escrito por
Oscar
Más artículos de Oscar

Plan Pive 6 ¿qué ofrece?

En un momento económico sumamente complicado como el que llevamos años viviendo,...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *